La misión que nunca fue

Los accidentes en los que se perdieron el Challenger y el Columbia para mí fueron de esos momentos que recuerdas siempre al mínimo detalle:  dónde y con quién estabas, cómo te llegó la noticia y en algunos casos hasta como ibas vestido.  Sin duda que 9-11, la caída del muro y la muerte de Ned Stark (perdón, pero todavía no me recupero).

Este artículo recuenta una misión hipotética para salvar a los astronautas del Columbia si se hubiese detectado a tiempo el daño sufrido durante el despegue. La propuesta es parte del reporte de investigación que preparó la NASA sobre el accidente.  El ejercicio es interesantísimo, al mejor estilo Apollo 13.

Por cierto que en las últimas semanas el panorama espacial ha cambiado bastante para USA por la razones menos pensadas.  La postura de Putin con el tema de Ucrania le está dando arranque a una nueva guerra fría.  Desafortunadamente, los programas espaciales son los primeros afectados. 

Ah, una cosa más. Si tienen chance de llevar a los niños al Kennedy Space Center, no lo piensen dos veces.  La exhibición del Atlantis es la cosa más maravillosa que he visto en un museo EVER.  Tan así que este año volvemos a ir.