La gran descompresión

Una muy buena explicación de por qué el método distributivo de Obama no convence a mucha gente.  La pregunta del millón de dólares es ¿será posible una nueva compresión?  No va a ser nada fácil, pero a menos que cambiemos las reglas de juego la diferencia entre los que tienen y los que no seguirá ampliándose.